INSTITUTO AGRÍCOLA ALTO CAUCA 40 AÑOS DE LABORES

INSTITUTO AGRÍCOLA ALTO CAUCA

40 AÑOS DE LABORES

 

Está celebrando el Instituto Agrícola Alto Cauca 40 años de labores 1971-2011, al servicio de la comunidad  del corregimiento Alto Cauca. Durante la semana del 24 al 28 de octubre se han realizado diferentes actos con la participación de la comunidad educativa de las 7 sedes ( El kiosco, El Pajuí, Buenavista, Jorge Robledo (La Miranda), La Siria, Suratena y la sede central del ciclo de transición hasta grado   11.

HISTORIA DEL INSTITUTO AGRÍCOLA ALTO CAUCA

Por Jesús Antonio Loaiza


Después de funcionar durante muchos años la formación de niños y niñas en el nivel de primaria a través de uno de los planteles educativos, quizás más antiguos de Marsella como lo fue la sede Antonio José de Sucre, creada en 1906, se comenzaron a generar una serie de inquietudes por parte del entonces Director de la escuela Julio César Villada Arango, para crear un colegio de bachillerato en la vereda. Dicho trabajo contó con el acompañamiento y la asesoría de personas como Héctor Bejarano Quevedo (q.e.p.d.), Rector de la Escuela Vocacional Agrícola de Marsella y el apoyo decido de la Junta de Acción Comunal de la vereda. Lo anterior, especialmente por la dificultad de los jóvenes para desplazarse hasta la cabecera municipal para continuar sus estudios. A comienzos del año 1970 se solicitó a la Secretaría de Educación del departamento, la visita por parte de los supervisores de secundaria, lo cual representaba un primer paso para lograr el propósito planteado. Dicha visita se realiza en el mes de agosto del mismo año, encontrando instalaciones adecuadas, además de un número de 26 estudiantes con disposición de comenzar a estudiar su bachillerato en la vereda, proceso que fue apoyado por memoriales firmados por padres de familia y estudiantes y dirigidos especialmente a Constantino Duque Botero, Jefe de Educación Media y persona que influyó altamente y que proporcionó información y asesoría permanente. El 18 de Diciembre de 1970, se expide el decreto 2205 por medio del cual se crea el colegio y nombrando como director a Julio César Villada Arango, y otorgando autorización para la apertura de matrículas. El primero de febrero de 1971, llega a la institución el director acompañado de Amparo Botero, quien desempeñaría los cargos de  de estudiantes que comenzó sus estudios de bachillerato se encuentran entre otros, Oscar Salazar Buriticá, Elias Rabares y Germán Aguirre Muñoz. El proceso continúa año a año hasta llegar a contar con estudiantes en los grados sexto a noveno. A partir del año 1992, se comienza el proceso de formación para los grados DÉCIMO y UNDÉCIMO, logrando obtener la primera promoción en el año 1993. Vale la resaltar el hecho de que el espacio donde se encuentran nuestras instalaciones, ha sido producto del aporte de diferentes personas y entidades entre las cuales se encuentran Juan María Buriticá, Pedro Salazar, Alberto Hernández Laverde, Alcaldía Municipal, entre otros.

GRUPO DE ESTUDIANTES FUNDADORES DEL INSTITUTO AGRÍCOLA ALTO CAUCA

AÑO 1.971

ARRIBA, DE IZQUIERDA A DERECHA: Profesora amparo Botero, estudiantes Beatriz  Morales, Luz Mery Buriticá, Irma Díaz, María Elena Hernandez ,Lucidia Aguirre, Luz Marina Cruz,Rosmira Buriticá,  Ligia Gutierrez,,Cielo López ,Ríos,  Giomar Morales, Eucaris Quintero

ABAJO, FILA DEL CENTRO,IZQUIERDA  A DERECHA: Arnulfo Villada,Gonzalo Salazar, Omar Mesa,Oscar Salazar, Hernando Cruz, Mario escobar, José Díaz, Eliecer Salazar ,Julio Cesar Villada Arango.

ABAJO, SENTADOS XE IZQUIERDA A DERECHA: Mariano Perez, Javier Escobar, Henry  Giraldo,Eliecer Vargas, Darío Caastañeda, Elías Tabares, Luis Eduardo Correa,Lios Carlos Medina, Bertulfo Zapata,Albeiro Echeverry

 

Como dato importante, por nuestra institución han pasado los siguientes rectores:

Julio César Villada Arango: 1971-1976.

José Haydem González Ávila: 1976-      1977.

Héctor González Osorio: Marzo 1977-   noviembre       1977

Fernándo Céspedes González: 1977-1980.

Julio César Villada Arango: 1980-1983.

Conrado Salazar: Agosto 1983-septiembre 1983.

José Gilberto Tamayo Castaño: Recibe la institución el 14 de septiembre de 1983. Desde entonces, se ha desempeñado como un persona responsable, íntegra y dedicada hasta hoy época en la cual cumple 28 años al frente de este importante espacio de formación que arriba a 4 décadas de existencia.

 

 

 

HISTORIA DE CADA UNA DE LAS SEDES

Por: Jesús Antonio Loaiza

 

SEDE ANTONIO JOSÉ DE SUCRE


 

SEDE EDUCATIVA EL KIOSCO

La escuela fue construida durante ios años 1967 y 1968 cuando el presidente de Colombia era CARLOS LLERAS RESTREPO. Inicialmente la escuela fue construida al frente de la actual sede una cuadra más arriba en terrenos del señor ALFONSO SIERRA cuya hacienda tenía el nombre de EL KIOSCO (de ahí su nombre). Fue entonces cuando la Junta de Acción Comunal de ese tiempo conformada por: Hernando Hernández (Presidente), Kico Acevedo (Tesorero), Félix Rivera (Fiscal) y Rosa Ramírez, entre otros, le solicitaron al señor Hernán Ríos cambiar la ubicación de la escuela por un terreno más cerca a la orilla de la carretera, el cual cedió el terreno y el presidente de la junta de ese entonces, donó gran cantidad de adobe del tejar de la hacienda para su construcción. Además, se dirigió junto con los otros miembros de la junta hasta la Administración

Municipal para pedir colaboración en la culminación de la obra. La construcción se hizo gracias a los convites que se realizaban los sábados para hacer el banqueo que consistía en aplanar el terreno y realizar tos movimientos de tierra, en esto participaron señores como José Castaño, Alberto Rivera Ramírez (q.e.p.d), Francisco Acevedo Duque, Carlos Peláez (q.e.p.d), Fabián Echeverri Carmona, Ernesto Ramírez Torres (q.e.p.d). La construcción en material fue realizada por los señores Evelio Valencia y Hernán Valencia (q.e.p.d). Es importante resaltar la participación en ese tiempo de la comunidad de la vereda, que gracias al espíritu de colaboración realizaron obras como la escuela y el acueducto de dicha escuela y 13 casas más, gracias al terreno donado por el señor Paulo Toro (q.e.p.d)

Es importante conocer que de las fincas de la vereda salió todo el tejar y adobe para la construcción del Municipio de Marsella. En ese entonces existía el camino «la falda del verraco» el cual comunicaba a la vereda el Kiosco con el municipio de Marsella y era una vía muy transitada. Además, en la vereda el Kiosco se encontraban los tejares: establecimientos de caña que abastecían a todo el Municipio de  Marsella.

Actualmente, la sede El Kiosco cuente con una matrícula de 53 estudiantes en los grados Transición a quinto, orientados por ios docentes: DARÍO CATAÑEDA PUERTA, PAULA ANDREA GÓMEZ LONDOÑO y ALIS YARHAIDY MOSQUERA CHÁVEZ.

 

SEDE EDUCATIVA BUENAVISTA

Teniendo en cuenta que no se encuentran datos exactos, se hace un aproximamiento de 60 a 70 años de desempeño de dicha sede. La primera escuela que funcionó fue una vieja casona, construida con aportes del Comité Departamental de Cafeteros.

La primera profesora fue ROSA  CARDONA, quien inició sus labores con un número aproximado de 30 estudiantes,posiblemente hijos de los fundadores de Centro Educativo, entre los cuales se encontraban RUPERTO ARIAS y RAMÓN SALAZAR. Éste último fue posteriormente quien realizó la donación del terreno en el cual se encuentra la actual escuela. La sede Buenavista en la actualidad pertenece al Departamento de Risaralda, adscrita a la Institución Educativa Agrícola ALTO CAUCA en la modalidad de Escuela Nueva. Cuenta con una matrícula de 26 estudiantes en los grados de transición a quinto orientados por la profesora ALBA NIDIAGARCÍA VELÁSQUEZ.

 

SEDE EDUCATIVA EL PAJUÍ

Esta sede, nace como iniciativa de la Junta de Acción Comunal de la vereda que lleva el mismo nombre, siendo presidente de la misma el señor SALVADOR RESTREPO, quien después de muchas gestiones fallidas con propietarios de fincas aledañas a la vereda quienes se negaron a donar el terreno, finalmente, logra que el señor LUIS MARÍA CANO, le venda a la junta, un terreno de 262 mO, por un valor de $7000 para la construcción de la escuela. Utilizando maquinaria del Departamento y a través de un trabajo mancomunado por parte de padres de familia y comunidad en general, quienes a cambio de mercados donados por la administración municipal, participaban en convites para realizar las respectivas adecuaciones del terreno. La escuela fue construida en el año 1972 por el Instituto Colombiano de Construcciones Escolares ICCE-La escuela, así como la vereda, toman el nombre debido al hallazgo en el sector, de un nido de pájaros llamados «PAUJILES»

Por esta sede han pasado, entre otros, los siguientes docentes: YOLANDA RAMÍREZ FRANCO (1972), ALEYDA QUEBRADA, DORA RICO, MARLENY FLÓREZ VALENCIA (1979), MARGARITA RAMÍREZ FRANCO, ARACELLY RAMÍREZ, BERNARDO TORO CAMPIÑO, CARLOS ENRIQUE RAMÍREZ RÍOS (q.e.p.d.), RUBÉN DARÍO GRAJALES, GUILLERMO BENJUMEA, SILVIA GRISALES, LUIS POHEBE VAQUERO, ADELINO GUTIÉRREZ SALDARRIAGA. Actualmente, laboran LUIS FERNANDO TORO GUTIÉRREZ, DIANA ISABEL ARIAS CRUZ y MARÍA ESTHER ACEVEDO DUQUE, orientando un total de 59 estudiantes en los grados transición a quinto.

 

SEDE EDUCATIVA JORGE ROBLEDO ,VEREDA LA MIRANDA

Esta sede, ubicada casi a orillas de! Río Cauca, ha sido durante varios años una de las cuales ha tenido gran número de dificultades en cuanto al acceso y población escolar. Muchos de los datos aquí consignados fueron aportados por las señoras MARÍA INÉS BURITICÁ y MARÍA CELINA ORTEGA y por el señor ANCIZAR LÓPEZ y, especialmente MARÍA ESTHER ACEVEDO, quien laboró durante varios años en este lugar. Fundada en el año de 1978. Según dijo el señor JOSÉ ANTONIO RODRÍGUEZ, su nombre proviene de una visita que hizo el historiador JORGE ROBLEDO al sitio donde se tenía planeado construir la escuela. En ese entonces, la Junta de Acción Comunal conformada por los señores: JORGE A. RODRÍGUEZ, PEDRO PATIÑO, ANIBAL PATINO, ISIDRO RENGIFO, ISRAEL LÓPEZ, EVELIO REYES y ARTURO REYES, entre otros, propusieron y acordaron fijarle ese nombre, el cual conserva actualmente. Cuentan que en el proceso de construcción existieron muchos desacuerdos, ya que la vereda estaba dividida en dos partes: Miranda Alta y Miranda Baja. El deseo de la segunda, era que la escuela fuera construida donde termina la carretera; mientras que los primeros querían la escuela en el lugar donde existe hoy día. En dicha confrontación fue necesaria, incluso la intervención de la fuerza pública de ese entonces.

La primera docente fue SILVIA GRISALES, quien enseñaba a un grupo de niños en una antigua casona hecha de bahareque. Le sucedieron a ella los docentes: JESÚS Ma OSPINA, ALBA LUCÍA CASTAÑO, Ma ESTHER ACEVEDO, MARINO TORO OSORIO, ANA CALDERÓN, PASTORA MOTATO, DIANA ISABEL ARIAS, ANIBAL GAVIRIA, ESTHER ACEVEDO (quien regresa), LUIS FERNANDO RAMÍREZ y YAMILETH JORDÁN. Vale la pena resaltar que algunos de estos maestros, han fallecido. En la actualidad, labora allí el docente JAVIER PADILLA BETTIN, quien orienta a un grupo de 9 estudiantes en los grados primero a cuarto.

 

SEDES EDUCATIVAS LA SIRIA Y SURATENA

La comunidad comenta que se empiezan a organizar en el año de 1970 la mayoría de indígenas que provenían de los Municipios de Quinchía y Mistrató en Risaralda y, de los Departamentos de Caldas y Antioquia quienes venían huyendo de la chusma. En ese tiempo algunos iniciaron trabajando en fincas de colonos liberales.

Los primeros en ocupar estas tierras fueron Vicente Osorio y Vicente Guasarabe, quienes abandonaban sus tierras por amenazas de muerte. Luego este grupo de emberas compró las tierras a Gonzalo Arango con sus jornales y a esta finca se le denominó «tiroteo» debido a que en este lugar hubo tiempos de mucha muerte. Su primer gobernador fue Mario Niaza, quien cambió el nombre de la finca por «tribuna», teniendo en cuenta que la finca era ya de una tribu indígena, con lo cual ameritaba que su líder no fuera presidente de junta sino gobernador.

Ya en la parte educativa, en los años 1980 se da inicio la discusión de educar a los niños  indígenas, pero con una gran limitante por parte de ellos que era la falta de atención por parte del estado a los pueblos indígenas de Colombia. Siguiendo en la lucha los indígenas buscan los medios para enseñar a los niños, y es así como con escasos recursos le pagan la una señora Mery Montoya quien le enseñaba a los niños por unos cuantos pesos que recogían entre las familias.

Esto pasó durante unos 12 años hasta que se contrató a un docente indígena: Marco Fidel Gusarabe, y un kapunia Blanco de nombre Santiago. Dos años después se nombra en plaza propia al compañero indígena Marco Fidel Guasarabe, y así poco a poco con las comunidades fueron logrando el nombramiento de otros docentes indígenas, Rubén Darío Guasarabe, Gloria Patricia Tabarquino y Jhon Freddy Gusarabe. Después se consigue el programa de Bachillerato en Bienestar Rural, el programa sabatino, y en los años 2006 esta comunidad se tuvo que desplazar a la cancha donde hoy están asentados en condiciones precarias para estudiar y vivir.

En cuanto a la Sede La Siria, es una comunidad perteneciente al Resguardo Suratena, de la etnia Embera Chamí. La mayoría de sus pobladores hablan la lengua materna, esta es una población proveniente de las comunidades de Suratena, Rancho de lata, y el Kiosco. El día 14 de junio de 1999, las primeras familias Cardona, Gusarabe, Murillo, Valencia, Dregama, Niaza, Osorio, empiezan a trabajar en el predio entregado por el INCODER a un grupo total de 25 familias y 450 habitantes, la organización le piden inicialmente al comité de cafetero la construcción de la escuela, gestiones que no tuvieron mucho eco. Sin desfallecer siguieron con la gestión para que se construya la escuela, después de una serie de acciones en la reivindicación de los derechos de los pueblos indígenas se logró esta construcción después de de la toma de la vía cerritos que entre muchos de los puntos de negociación fueron las construcciones de las escuelas en la comunidades de los indígenas en Risaralda. Como resultado de esta negociación se da la construcción de la escuela la Siria en el año 2000, en la que la gobernación de Risaralda le hace la construcción de la primera fase como ellos lo describieron, construcción quedó solo en obra negra ya que nunca fue terminada. Es importante destacar que en los últimos años se ha ido dando espacio a educación propia, en el ejercicio de ir rescatando la educación ancestral como mandato de los diferentes congresos y asambleas de la comunidad indígena esto se ha ido dando con los docentes que hoy están en esta Escuela: Rubén Darío Guasarabe y Ariel Guasarabe.




Contador de visitas
Live visitors
149
842756
Total Visitors